Blog

¡Hola!

Me llamo Natacha. Me apasiona aprender de Dios y compartir con otros las cosas que él pone en mi corazón. El pastor Andy Stanley me enseñó que no es mi responsabilidad llenar la copa de nadie, pero sí de vaciar la mía. Este blog es mi forma de vaciar mi copa. Espero que, mientras lees, la tuya quede un poco más llena.

ESCOGE UNA CATEGORÍA

O EXPLORA EL BLOG

¿Cómo Se Mide el Éxito?

Hace muchos años, cuando comencé a trabajar en el ministerio digital, una compañía cristiana me estaba ayudando a dar los primeros pasos. Me asesoraban y me apoyaban con ciertos aspectos tecnológicos. A pesar de tener su ayuda, nunca tuve la clase de éxito numérico que llama la atención. No digo que no tuviera cierto impacto…

Sigue leyendo

El Logro de Muchos: Reflexiones de Mi Graduación

Luego de 4 años en el Seminario de Dallas, llegó el día de mi graduación. Es uno de esos momentos difíciles capturar con fotos o palabras. Tiene un “algo especial” imposible de mostrar o describir. Mientras estaba sentada esperando mi turno, pensé en todas las personas que me ayudaron a llegar a este lugar. Pensé…

Sigue leyendo

¿Cómo sobrevivir una ruptura?

Lost … at first Perdida, al principio Kelly Clarkson …derribados, pero no destruidos… 2 Corintios 4:9 Pocas cosas en la vida son más devastadoras que una ruptura amorosa. No niego que haya personas a las que parece no afectarles. Pero, con frecuencia, romper una relación nos desestabiliza y nos deja en un lugar que no…

Sigue leyendo

4 Estrategias para Combatir la Envidia

«No codiciarás … cosa alguna de tu prójimo« Deuteronomio 5:21             Nada es más fácil que compararse y envidiar a otros por lo que tienen: casa, estado civil, educación, salud, pasaporte (hola, Venezuela), número de seguidores, en fin. Parece una reacción natural porque esas personas tienen lo que tú y yo queremos; o, peor, tienen…

Sigue leyendo

¿Por Qué Hablo de Dios en Internet?

«…todos mis caminos te son conocidos« Salmos 139:3b             Josué y yo estábamos en una clase de misiones en nuestra iglesia. Como parte de la lección, la persona que estaba enseñando nos preguntó uno por uno quién nos había presentado el mensaje del evangelio por primera vez. Por increíble que parezca, no recuerdo que alguien me…

Sigue leyendo

Al Dios Verdadero

            Que sea mi verdadero yo quien habla. Que sea el verdadero Tú a quien yo hablo C. S. Lewis            En este camino de fe, no hay nada más seguro que hacerse ideas equivocadas de quién es Dios y de cómo es Su carácter. Resulta relativamente sencillo ponerlo en un molde y decir: “Dios…

Sigue leyendo

Para los cansados y agobiados

«Solo sé que tengo miedoPero no sé bien de qué» Amén, Los Montaner “Vengan a mí todos ustedes que están cansados y agobiados, y yo les daré descanso” Mateo 11:28 Recuerdo que, cuando tenía algo así como 16 años, escuchaba el término “ansiedad” y no sabía lo que significaba. Buscaba en el diccionario y encontraba…

Sigue leyendo

10 Lecciones de Papá

Algunas de las cosas más importantes de la vida me las enseñó mi papá. Hay convicciones que llevo en el corazón porque él me las heredó. Me repitió estas verdades tantas veces que no puedo escapar de ellas. Las ignoro a veces, pero no las olvido. Hoy, en su cumpleaños y con el Día del…

Sigue leyendo

Cargando…

Algo ha ido mal. Por favor, recarga la página y/o inténtalo de nuevo.


Déjame tu correo y recibe las nuevas publicaciones directamente en tu bandeja de entrada.

¡Conóceme un poco más!

Nací y crecí en Maracaibo, Venezuela. Tuve la bendición de crecer en un hogar cristiano, pero empecé a conocer realmente a Dios cuando tenía 14 años. La historia completa la encuentras aquí. En 2018, Dios abrió puertas para que viniera a Dallas, Texas, a estudiar la maestría de teología en el Seminario de Dallas. Aquí en Dallas, además, conocí a mi esposo, Josué Glorvigen. Josué y yo tenemos soñamos con poner nuestros talentos, conocimientos y recursos al servicio de Dios y de su sueño de alcanzar a la humanidad con el amor de Cristo y profundizar juntos en el conocimiento de nuestro Dios. ¡Gracias por visitar este sitio! Esperamos que sea de bendición. Recuerda que puedes contactarnos por aquí.

¡Por aquí también estamos!